Amor perruno

La relación entre personas y perros tiene todos los ingredientes de una relación amorosa. No lo digo yo, lo dice la Ciencia.

 

El otro día leí este titular: El 31% de los españoles quiere más a su perro que a sus amigos. Yo quiero mucho a mis amigos, vaya eso por delante, pero es que quiero tanto a mi perra... Mi novio pronto aprendió a no entrar en comparaciones, más que nada porque tiene todas las de perder.

Todavía hay quien ve con malos ojos que alguien sienta por un animal algo parecido o superior a lo que siente por otra persona. Suelen argumentar que amamos a un perro en detrimento de las personas, que cómo podemos querer a un perro cuando hay personas que necesitan afecto, etc. A ellos les diría en primer lugar que el afecto no tiene un único inquilino y que el amor por un perro no es exclusivo.

Me aventuraría a asegurar que esta relación sentimental entre humanos y perros se sustenta en la sinceridad e incondicionalidad de su amor por nosotros y que en nuestra respuesta hacia ellos juega mucho el instinto de protección que nos inspiran. Y algo que distingue a un perro de un humano es que ellos nunca ponen barreras al afecto. Digamos que siempre se dejan querer.

En la mejor de las amistades entre humanos siempre surgen conflictos, pequeños contrapuntos, desacuerdos o simplemente una necesidad de defender una parcela que es nuestra identidad, nos vemos obligados a marcar ciertos límites. Es lo que tiene tener conciencia de nosotros mismos, algo de lo que se libran todos los animales. No podremos mantener con ellos conversaciones intelectuales pero nunca te traicionarán ni te engañarán.

Y para que nadie piense que esto es sólo la opinión parcial de una amante de los animales, tenemos a la Ciencia viniendo al rescate de los más escépticos. Se han realizado muchos estudios para entender por qué entre perro y humano se establece ese vínculo tan especial que no se da, por ejemplo, entre humanos y abubillas. 

Una de las conclusiones que se pueden sacar de esos estudios es que uno de los grandes secretos de este amor perruno está en sus ojos. Suena peliculero pero tiene su explicación: el contacto visual mutuo entre personas y perros genera altos niveles de oxitocina, una hormona que fortalece la confianza y la conexión emocional. Algo que también se da entre madres y bebés: cuando ellas miran a los ojos a sus pequeños, se produce la misma hormona, lo que provoca que fluya una corriente de amor y de intensos sentimientos de protección. Puedes decir que entre tu bebé y tú hay química.

Pero por qué ocurre esto con los perros y no con los murciélagos. Pues por la razón más vieja de la historia: la fuerza de la costumbre, ya que según otro estudio los perros y los hombres han evolucionado conjuntamente a lo largo de los siglos para convivir como lo hacen hoy.

Esto es lo que diferencia a los perros de sus ancestros los lobos a día de hoy. Nuestro querido can evolucionó para convertirse en nuestro amigo. Se han hecho los mismos experimentos con lobos y no dieron el mismo resultado. Se puede decir que en el Facebook de los lobos hay un estado que pone "tienen una relación complicada con los humanos".

Los científicos dicen que los caninos que fueron domesticados y se adaptaron a nuestra compañía lo hicieron gracias a que dominaron el poder de la mirada, que es un elemento clave en la socialización humana. Yo no soy científica pero puedo traducir el texto por: cuando un perro te mira te lo quieres comer a besos.

También hay que resaltar la relación tan especial que los perros mantienen con los niños. El animal, casi en la misma medida que sus padres, le ayuda a superar la sensación de miedo o tristeza, por eso el niño recurre mucho a su mascota para abrazarla y encontrar alivio. Y hay un dato curioso: ocho de cada diez niños de entre 9 y 12 años prefieren jugar con su mascota antes que a los videojuegos.

El amor perruno no es sólo una fantasía animalista, es tan real como el hecho de que el perro es el único animal que es capaz de querer más a una persona que a uno de su especie. Por eso es el único ser vivo capaz de conseguir que yo le quiera casi tanto o más que a cualquier persona.

 

 
 

Accesos directos

EDUCACIÓN CANINA

ALIMENTACIÓN Y ACCESORIOS

TURISMO RURAL PET FRIENDLY

HOTELES PET FRIENDLY

CLÍNICAS VETERINARIAS

NOTICIAS Y CONSEJOS

 

¿Eres un profesional?

Déjanos tus datos y contactaremos contigo para que puedas unirte a PetsLoverIn

 

Todo para tu mascota

  • PetsLoverIn S.L.
  • Copyright 2017